'Checo' Pérez se reivindica en un GP de Singapur para valientes

img

'Checo' Pérez, por delante de Charles Leclerc en el GP de SingapurRed Bull Content Pool

El mexicano se impuso a Charles Leclerc y Carlos Sainz en una carrera marcada por la pista mojada que obligó a retrasar la salida una hora. Verstappen tendrá que esperar a Japón para campeonar. Desastre de Alpine: abandonan Alonso y Ocon por rotura en un fin de semana brillante de McLaren.

Sergio Pérez entró primero en la meta del GP de Singapur tras imponerse a Charles Leclerc y Carlos Sainz en una carrera que tuvo seis abandonos por accidentes o averías (caso de Fernando Alonso en su GP número 351), pero cuya resolución oficial no se conoció hasta después por una investigación sobre el mexicano.

La carrera arrancó una hora más tarde de lo previsto por la lluvia, que jarreó con violencia desde primera hora del día. Incluso se llegó a temer por una suspensión total, pero la FIA decidió retrasarlo hasta que fue factible salir con neumáticos intermedios.

Max Verstappen, 7º, no pudo cumplir la primera premisa para atar matemáticamente el título y tendrá que esperar a Japón, al menos.

Salida: Pérez toma las riendas y Verstappen se queda clavado

Charles Leclerc duró en la primera posición escasos metros, ya que Sergio Pérez le ganó la primera posición antes de llegar a la primera curva. En una arrancada tumultuosa pero sin incidentes serios, pese a un toque entre Hamilton y Sainz (sin investigación), los protagonistas negativos fueron Fernando Alonso y sobre todo un Max Verstappen que se quedó clavado.

No fue la mejor manera de arrancar para el piloto que este domingo podía proclamarse bicampeón del mundo.

Latifi hace su trabajo

Como no podía ser de otra manera, el coche de seguridad tardó poco en aparecer. El causante fue Nicholas Latifi, que ni miró cuando estaba luchando con Guanyu Zhou por posición.

El chino acabó con la rueda delantera rota y el canadiense, aunque pudo llegar a boxes, también abandonó. El consecuente coche de seguridad provocó un pequeño parón en la carrera, que benefició a quienes habían perdido tiempo en los primeros giros. Entre otros, Verstappen.

Tras la reanudación, el campeón del mundo se vio atrapado detrás del hombre del récord de más carreras disputadas en Fórmula 1. Fernando Alonso no fue un rival tan sencillo de pasar como Pierre Gasly, y Verstappen se vio perdiendo mucho tiempo tras el asturiano mientras por delante se iba Lando Norris.

Alpine deja tirado a Alonso... y a Ocon

Después de varias vueltas esperando detrás de él, Verstappen vio cómo Alpine se encargaba de echarle una mano en la remontada. Fue en forma de rotura de motor en el monoplaza de un Fernando Alonso que instantes antes ya estaba negociando cuándo sacar los neumáticos de seco.

El abandono del asturiano propició un coche de seguridad virtual, que algunos aprovecharon para entrar a boxes y poner nuevos neumáticos. George Russell, que salió desde el 'pitlane', fue el primero en atreverse a poner neumáticos de seco. No fue una decisión muy acertada a priori, porque perdió mucho tiempo durante más de 10 vueltas hasta que empezó a bajar cronos.

El desastre de Alpine lo completó Esteban Ocon con un sonoro y visible 'calamar': la rotura de su coche completó el KO total para el equipo francés. Instantes antes, también Alex Albon se quedó tirado tras pasarse en la curva 8.

En este momento de caos, también falló un Lewis Hamilton que, aunque no dañó demasiado su Mercedes, sí perdió sus opciones para pelear por el podio con Sainz.

Llega la hora de los neumáticos de seco y de 'Tsunami'

Cuando, por fin, empezaron a funcionar los neumáticos blandos de Russell, todos empezaron a repensar las estrategias. Todos empezaron a montar neumáticos de seco, especialmente medios (pero no solo, porque Bottas montó blandos de entrada).

En medio de las paradas en boxes, Yuki Tsunoda se fue contra el muro de la curva 10, lo que supuso una enorme ventaja para los McLaren. Ni Lando Norris (que estaba peleando con Max Verstappen) ni Daniel Ricciardo habían cambiado ruedas aún, lo que les permitió ganar posiciones. Sainz salvó el tercer puesto por muy poco frente a su excompañero.

La carrera se complicó de manera neta en este momento de la carrera para Red Bull. Primero, porque Max Verstappencometió uno de los pocos errores de esta temporada: cuando se reanudó la prueba tras el coche de seguridad provocado por Tsunoda, se tiró para adelantar a Ricciardo con tanto optimismo que se coló y acabó en una de las escapatorias. Adiós a sus opciones de campeonar en este fin de semana.

Inmediatamente después, la FIA anunció una investigación sobre 'Checo' Pérez por no cumplir la distancia máxima con el coche de seguridad (se decidió horas después de la carrera). Para más 'inri', dado que la pista se secó, se pudo empezar a activar el DRS y Leclerc atacó a por la victoria al mexicano.

Leclerc aprieta a Pérez y Norris a Sainz

Paralelamente, Charles Leclerc vio cómo se le abría el cielo para intentar ganar la carrera. Con Pérez quejándose de problemas tanto de agarre como de frenada, el monegasco empezó a plantear cómo y dónde podía atacar a su rival, que además también es con el que compite por el subcampeonato (y las pocas opciones de impedir el título de Verstappen).

Por detrás, al otro Ferrari empezó a costarle mantener el podio. Carlos Sainz vio cómo su ventaja sobre Lando Norris se difuminaba, bien por problemas de ritmo, bien por dificultades por sostenerse, el tercer puesto se quedó en el aire hasta que se resolvió aparentemente solo.

Cuando la FIA anunció que el incidente de Pérez con el coche de seguridad se investigaría después, a Leclerc le ordenaron que se quedase en un margen de 5 segundos por si hubiera sanción al mexicano y a este le advirtieron que volara para neutralizar ese posible castigo... y lo hizo.

Pérez entró con más de 7 segundos sobre Leclerc, previendo un posible castigo, para sumar su segunda victoria de la temporada. Tras él, Leclerc (otra pole que no convierte en victoria) y Sainz, que suma otro podio.

Verstappen, al final, entró 7º por lo que puede sentirse satisfecho. En buena parte, gracias a Hamilton (que se equivocó dos veces en esta carrera) y de un Vettel que acabó claudicando en la penúltima curva.

Tabla de tiempos Carrera Gran Premio de Singapur

El siguiente Gran Premio, el de Japón, también puede estar marcado por la meteorología, dado que estamos en épocas de tifones. Salvo sorpresa, Max Verstappen celebrará allí su segundo campeonato del mundo.

×